Seleccionar página
¡Compárteme!

 

Tu armario no es solo un lugar donde guardar objetos, es el espacio donde guardas tus prendas más personales, aquellas que te pones y con las que tienes un vínculo emocinal.

 

Da pereza y parece una tarea imposible, pero ordenar el armario va a darte muchas ventajas, ahorro de tiempo y dinero, porque tus compras van a ser mucho más inteligentes.

 

 

Consejos para ordenarlo

 

  1. Vacíalo totalmente y límpialo bien. Déjalo ventilar.
  2. Ármate de valor y selecciona la ropa que usas y separa la que no uses. La que ya no utilices, sea de calidad y esté en buen estado, puedes donarla.
  3. Algo que a mí me funciona muy bien es colocarla por la frecuencia de uso. Pongo más a mano la que uso a diario para trabajar, luego la que utilizo el fin de semana, que es más deportiva, y luego la de cenas, fiestas o eventos.

 

 

Pequeños trucos

 

  • Las perchas, si son todas iguales ocupan menos espacio.
  • La ropa interior enrollada ocupa menos y se ve toda.
  • La ropa doblada que no sea muy alta y siempre en escalera para ver la que esta más abajo.
  • Camisas, vestidos, faldas y pantalones de vestir, siempre colgadas.
  • Las camisetas, los jereis, las sudaderas, los pantalones vaqueros y los leggins, doblados.

 

Después de hacer todo esto, párate y mira cómo tienes de estupendas tus prendas y accesorios. ¿Verdad que ves mucho mejor todas las prendas que tienes? Seguro que ves mejor si te hace falta algo para combinar o si necesitas actualizar alguna tendencia de moda.

 

Cuando acabas te das cuanta de qué bien queda todo y de que lo has hecho tu solita. Pues ahora solo tienes que dedicarle un par de horas a la semana para tenerlo siempre a punto y listo, para que tu vestuario diario sea fácil y evitar así indecisiones mañaneras que te hacen perder mucho tiempo.

 


¡Compárteme!
Abrir chat