Seleccionar página
¡Compárteme!

 

Cuando acudes a una entrevista de trabajo es importante dar una imagen adecuada en los primeros minutos, por eso el vestuario es fundamental. Todas sabemos que son situaciones que nos producen nerviosismo y estrés. Llevar la ropa adecuada con la que te sientas identificada y sea cómoda te ayudará a centrarte en la entrevista.

 

Lo primero que os pregunto cuando nos visitáis en la tienda y queréis asesoramiento para ir a las entrevistas de trabajo con el vestuario adecuado es: «¿a qué puesto de trabajo estás optando?» «¿Cuáles son la filosofía y los valores de la empresa?» «¿Es un sector tradicional o más informal?». Dependiendo de esta información empezamos a trabajar el vestuario y los complementos que pueden ser más adecuados.

 

Según el sector profesional, la vestimenta es más tradicional o más informal. No aconsejo vestir excesivamente formal en sectores más informales o viceversa, pues puede dar la impresión de que no eres apropiada para el puesto.

 

 

Prendas adecuadas para los sectores tradicionales:

 

  • Vestidos o faldas con largo midi o a rodilla.
  • Pantalones chinos de pata recta.
  • Camisas de colores lisos o estampados suaves.
  • Americanas o chaquetas corte Chanel.
  • Complementos discretos.
  • Bolsos de tamaño mediano.
  • Zapatos sin demasiado tacón y cerrados o semicerrados.
  • Complementos nunca muy llamativos.

 

Todo esto acompañado de un peinado sencillo y un maquillaje muy suave.

 

Os aconsejo prendas estructuradas y con cortes básicos, nada excéntrico que distraiga del objetivo de la entrevista.

 

 

 

Prendas adecuadas para sectores más informales:

 

  • Vestidos y faldas por encima de la rodilla o incluso largos.
  • Pantalones anchos o vaqueros, que combinados con camisetas y americana, dan un look juvenil y arreglado.
  • Procurar llevar alguna prenda que sea tendencia de moda en ese momento, o algún complemento que haga destacar el look.

 

Los complementos pueden ser más atrevidos como bolsos grandes, zapatos de tacón o incluso bajos con cordones tipo borsalino; el peinado puede ser más divertido y el maquillaje un poco más marcado. Aun así, yo siempre te aconsejo que juegues con todo esto, si destacas una cosa, suaviza otra, menos es más.

 

 

Los colores:

 

Los colores son muy importantes porque trasmiten sensaciones y desatan emociones. Te dejo aquí los que a mí me parecen más apropiados en general para usar en las entrevistas de trabajo y las emociones que trasmiten. Aun así, si a ti te favorece un color en especial y sientes que te identifica, no dudes en usarlo.

 

El azul trasmite profesionalidad, capacidad de trabajo en equipo, serenidad y responsabilidad.

El negro trasmite elegancia. Lo escogen las personas reservadas, tranquilas y con poder de liderazgo.

El gris trasmite seriedad y combinado con blanco refleja capacidad de análisis.

El blanco trasmite organización, optimismo, limpieza y elegancia.

 

Juega siempre a mezclar los colores neutros como base y, dependiendo del look, combínalos con estampados o colores más llamativos.

 

Por último, me gustaría comentarte lo que yo nunca aconsejaría: minifaldas, transparencias, vestidos playeros, chanclas, y, desde luego, nunca ropa arrugada o sucia.

 

Mi último consejo es «no te disfraces”, sé natural y respeta tu estilo.

 


¡Compárteme!
Abrir chat